Todos los Recursos

Acerca de los Derechos de Acceso al Voto

Resumen: Muchas leyes diferentes aplican a los derechos de voto de las personas con discapacidad. También, puede reportar problemas de votación.

Votar es un derecho de todos los estadounidenses, incluyendo las personas con discapacidades. Siempre y cuando una persona entienda lo que significa votar y cumpla con los criterios para votar, se les debe permitir hacerlo. Desafortunadamente, las personas con discapacidades podrían enfrentar barreras cuando tratan de votar. Estas barreras pueden ser físicas o actitudinales. También pueden ser debido a políticas.

Diferentes personas con discapacidades tienen necesidades diferentes en los lugares de votación. Una persona podría necesitar un camino despejado para viajar en silla de ruedas, mientras otras podrían necesitar una papeleta de votación con tipografía más grande. Otra persona podría necesitar traer su animal de servicio, aun si hay una regla que no permite mascotas.

Leyes Importantes

Varias leyes abordan las barreras que impiden el acceso de los votantes con discapacidad.

La Sección 208 de la Ley Federal de Derecho al Voto del 1965 (según enmendada en el 1982) permite que las personas con discapacidades sean acompañadas por una persona de su elección que les asista al votar. El asistente puede ser una familiar o un amigo. Si fuera necesario, también puede ser un trabajador en el centro de votación.

La Ley de Accesibilidad al Voto para Personas Mayores y Discapacitadas del 1984 requiere que los centros electorales pongan a disposición de las personas con discapacidad material de inscripción y ayuda para el voto.. Esto podría incluir documentos con tipografía grande, guías de firma y que la información sea comunicada por TTY.

El Título II de la Ley de Estadounidenses con Discapacidades requiere que todos los gobiernos estatales y locales provean acceso al programa. Esto significa que cuando se considera en su totalidad, los programas, los servicios y las actividades (incluyendo votar) deben  ser accesibles y utilizables por las personas discapacitadas.

[ Vea también: La Ley ADA y el Título II Entidades Públicas; este artículo explica el acceso al programa y tiene un tema completo dedicado a la votación ]

La Ley “Help America Vote”: (Ayude a Estados Unidos a Votar) (HAVA, por sus siglas en inglés) del 2002 requiere que todos los centros electorales tengan al menos una máquina de votación accesible. Cada centro electoral debe proveer acceso “de manera que se provea las mismas oportunidades de acceso y participación (incluyendo privacidad e independencia) que para otros votantes”. Esto incluye acceso no visual para los votantes ciegos o con problemas visuales a través de asistencia tecnológica.

HAVA también garantiza el derecho a votar aun si alguien reta el derecho de votar de una persona con  discapacidad. Si esto ocurre, la persona podrá utilizar una papeleta provisional. Más tarde, un funcionario electoral determinará si se le permitirá votar. De ser así, el voto será contado.

Acceso Físico

Muchos centros electorales se encuentran en edificios como iglesias y estaciones de bomberos donde el acceso físico podría ser  restante. Los centros electorales deben  remover las barreras de acceso según sea posible. Cada lugar debe tener un camino accesible para trasbordar desde el exterior hasta el área de votación en el interior. También debe tener la rotulación adecuada que marque la ruta accesible. Si no es posible proporcionar una ruta de viaje al área de votación, entonces sería aceptable colocar una máquina de votación accesible en un lugar accesible en la instalación.

Si bien algunos votantes con discapacidad pueden utilizar papeletas de voto ausente para evitar los problemas de acceso físico, esta no puede ser la única alternativa ofrecida. El Departamento de Justicia de los Estados Unidos ha creado una Lista de Cotejo de la Ley ADA para los Centros Electorales. Los centros electorales pueden utilizar esta lista para medir y mejorar su accesibilidad.

Reportar un Problema de Votación

Si una persona con una discapacidad experimenta un problema de acceso el día de las elecciones, puede llamar a la Coalición de Protección Electoral para obtener orientación llamando al 866-OUR-VOTE (866-687-8683). Este grupo nacional apartidista trabaja todo el año para asegurar que todos los votantes tengan la misma oportunidad de votar y que su voto cuente.

Si una persona con discapacidad cree que ha ocurrido un discrimen de acceso al voto, pueden presentar una querella formal ante la Sección de Votación de la División de Derechos Civiles del Departamento de Justicia llamando al at 800-253-3931 o por TTY at 800-877-267-8971. En este momento, el enlace a una página que aparece en este párrafo incluye una dirección de correo electrónico para querellas y un enlace a un portal en línea donde puede encontrar un formulario de querella.  

[ Vea también: La Ley ADA y el Título II Entidades Públicas; este artículo explica el acceso al programa y tiene un tema completo dedicado a la votación ]

¿Preguntas?

¿Desea más información acerca de los servicios que proveemos? Pregúntele a nuestros especialistas de asistencia técnica.

Comuníquese con nosotros